0 Carrito
Añadir al carrito
    Tienes artículos en tu carrito
    Tienes 1 artículo en tu carrito
    Total
    Finalizar pedido Seguir Comprando

    Blog — edimburgo

    Edimburgo, un destino sorprendente para tu próximo viaje en familia

    Edimburgo, un destino sorprendente para tu próximo viaje en familia

    Este mes colaboramos con Mari Carmen, blogger especializada en viajes en familia para ofreceros su recomendación para vuestro próximo viaje en familia. ¡Os dejamos con ella!

    Autora Mari Carmen de www.locosxlosviajes.com

    Hola, Soy Mari Carmen, de http://www.locosxlosviajes.com, y me encanta viajar con mi marido y mi hija de 6 años. Llevo ya diez años con el blog, de los que los seis últimos, me he dedicado a escribir de mi pasión por los viajes en familia. No somos de visitar destinos exclusivamente pensados para los niños, pero sí que nos gusta incluir en los viajes actividades o planes que también pueda disfrutar nuestra hija.

    Hasta el momento, hemos visitado en familia 36 países de Europa, América y Asia. Por el momento se nos resiste Oceanía. De los destinos visitados en familia, nos ha encantado Edimburgo, Laponia finlandesa y Malasia y Singapur

    Y en nuestra lista de destinos soñados: tenemos muchas ganas de ir a Australia, Argentina y Orlando para visitar Disneyworld.

     En cuanto a NUESTRO DESTINO PROPUESTO ES:

    EDIMBURGO

    Un destino para viajar con niños y que nos ha sorprendido mucho ha sido Edimburgo.

    La capital de Escocia es una gran opción si estás pensando en viajar en diciembre con la familia porque además de parecernos muy "kidfrienly" con un montón de planes que hacer con los pequeños de la casa, en este último mes del año luce muy bonita y espectacular con la decoración navideña

    Edimburgo no es muy grande, y se puede recorrer bien a pie. Pero además, otra buena opción, es hacerlo a bordo de uno de los autobuses turísticos que recorren los principales puntos de interés de la ciudad. Viajar en este tipo de autobús suele ser éxito garantizado con los más pequeños. En ese caso, te recomiendo subir a la planta superior e intentar colocarse en primera fila, que es un lugar desde el que los peques no quitarán ojo a por donde circule el bus. 

    Pero hay muchas actividades más que se pueden hacer en familia en Edimburgo: 

    - Castillo de Edimburgo: donde podrán ver entre otras cosas las joyas de la Corona de Escocia, como la Corona, el Cetro y la Espada Ceremonial.

    Museo Nacional de Escocia (National Museum of Scotland): un museo muy interactivo, con un montón de cosas que se pueden tocar. En él se hace un recorrido por la historia de Escocia, la naturaleza, la cultura, la ciencia y el arte.

    Oveja Dolly en el Museo Nacional de Escocia

    - Cámara Oscura (Camera Obscura): un lugar superentretenido para los niños, con muchas ilusiones ópticas y juegos. ¡Muy divertido!

    Cámara Oscura, donde se puede disfrutar de ilusiones ópticas

    Yate real Britannia: se trata de un antiguo yate de la Familia Real inglesa. Es una visita muy interesante y entretenida ver cómo era la vida en este yate cuando los reyes navegaban en él. No siempre se tiene la oportunidad de ver un sitio así.

    Princess Street Gardens: es un parque que está en el centro de la ciudad y tiene una zona de 'playground' con columpios.
    Calton Hill: es otra zona de esparcimiento para los peques, además de ser de uno de los lugares más fotografiados de la ciudad. Hay una gran explanada donde podrán correr a sus anchas.

    Vistas de Edimburgo desde Carlton Hill
    - Harry Potter: La escritora J.K. Rowling escribió la primera novela del mago en la cafetería The Elephant House. Cerca de allí, en Victoria Street, está el Callejón Diagon, y en el Cementerio de Greyfriars, está inspirada una de las escenas de la saga.
     
    Pero si hay una buena razón para visitar Edimburgo en diciembre es su fabuloso Mercado de Navidad, que aunque no es tan conocido como los de Centroeuropa, son una auténtica maravilla, pues en él, los niños podrán disfrutar de un montón de atracciones de feria, como un tiovivo, un trenecito, una pared para escalar, sillas voladoras a gran altura y conocer al mismísimo Santa Claus.
     
    Puestecillo en el Mercado de Navidad de Edimburgo
    Mercado de Navidad de Edimburgo: con un montón de atracciones para los más pequeños
    Solo una recomendación si viajas con bebés: El cochecito puede resultar incómodo por las calles del casco viejo porque son adoquinadas.
    Fotografías: loc@sxlosviajes